casco

Mostrando 1–12 de 19 resultados

Remar con kayak o canoa en aguas bravas o surf es una gran experiencia. Sin embargo, existen peligros importantes si nos golpeamos la cabeza, que pueden acabar en un accidente letal. Necesitas un casco de alta calidad para protegerte de estos golpes potencialmente peligrosos. Lee ésto antes de comprar tu casco de kayak
Consejos para comprar casco de kayak

El ajuste del casco
Para que un casco te de una protección a tu cabeza debe ajustar a la misma con precisión. El casco debería cubrir tu cabeza hasta la base del cráneo, con lo que un casco de bici no vale. Debe proteger las orejas, cubrir la frente y salir al frente más allá de la nariz. El casco también debe tener suficiente revestimiento para todas las partes de la cabeza.

Antes de elegir casco debes medir la circunferencia de tu cabeza. Utiliza una cinta flexible y envuelve alrededor de tu cabeza para obtener su circunferencia. Compra un casco que se ajuste a la medida de tu cabeza, y que sea de tu talla.

Los Cascos vienen en cuatro tallas: pequeña, mediana, grande y extra grande. Un casco pequeño tiene una circunferencia que oscila entre 53 y 55 centímetros. Una mediana oscila entre 56 a 58 centímetros mientras que las variantes grandes y extra-grandes están entre 59 y 61 centímetros.

Un buen casco de kayak debe tener una correa de retención cómoda. Las correas deben ser fácilmente ajustables para que puedas igualarlas sin tener que cambiar la posición del casco en la cabeza. También deben contener tirantes y tener al menos cuatro puntos de anclaje. Cada lado del casco debe tener dos puntos de anclaje.

Asegúrate de que los remaches son capaces de soportar las condiciones de humedad, o agua del mar. Las correas deben estar diseñadas de tal manera que puedan sostener el casco en su lugar sin moverse.

El tipo de kayak que vas a hacer también determina qué características adicionales debes buscar en un casco. Si usted es una persona que le encanta hacer un montón de maniobras y esquimos querrás que el casco libere con mucha facilidad el agua, Un casco con orejeras ajustables es una buena opción para kayak en condiciones de frío.

Un buen casco de kayak debe ser capaz de soportar casi cualquier tipo de fuerza que pueda encontrar. El casco debe tener una cubierta exterior fuerte que pueda resistir cualquier impacto duro o repetido en el tiempo (por ejemplo caídas al ser transportado). Evita un casco de segunda mano si ha tenido mucho uso, y eso se ve enseguida por el estado de las correas. Esa cubierta exterior dispersa el impacto por todo el casco.

Comprueba el certificado de seguridad. Hay cascos de kayak por ahí que no están certificados por el WRIS. Si un casco está certificado es que está sometido a una serie de pruebas para determinar si puede ofrecer la mejor protección. Las pruebas están diseñadas para llevar el casco a sus límites absolutos. Una certificación WRIS significa que el casco ha pasado todas las pruebas y está totalmente recomendado para su uso en kayak. Un casco sin un certificado también puede funcionar bien, pero no sabes cómo va a funcionar en situaciones extrema.

Tipos de cascos de kayak
Hay tres tipos principales de cascos disponibles para los entusiastas del kayak. Cascos de corte completo.
Un casco de corte completo cae sobre las orejas. Proporciona protección adicional a la cabeza y aislamiento adicional durante el invierno.

Cascos semi-cortados no se extienden bajo sobre las orejas. Por lo general se colocan por encima de las orejas y proporcionar una protección eficaz para el cráneo. También permiten un drenaje eficiente.

Cascos Completos o integrales. La protección llega hasta las mandíbulas y la parte inferior de la cara. Proporcionan una protección eficaz a toda la cara. Sin embargo, no tienen un mecanismo de drenaje eficiente y pueden ser incómodos en las orejas en condiciones duras o vuelcos. Son recomendados para aquellos que tienen mucha experiencia en remar.

El forro interior consta de dos capas de espuma. La capa cerca de la carcasa absorbe la mayor parte del impacto y la dispersa antes de que llegue a la cabeza. La segunda capa, que se asienta sobre la cabeza, proporciona mayor comodidad. Es importante que sea de un material diferente a la espuma, y que no absorba el agua.

Decir que un casco de kayak sirve para otras disciplinas como rafting, náutica, kite-surf e incluso barranquismo. Compra algo de calidad para que te sirva en todas tus aventuras.