vela

Una vela sirve en un kayak para llegar más lejos o avanzar más distancia. El kayak no fue diseñado para llevar una vela, aunque desde el primer kayak moderno de McGregor ya se le vio el potencial de equipar un kayak con vela. Comprar una vela es una decisión difícil porque hay diferentes modelos con distintos precios. Cuantas más prestaciones busquemos más dinero gastar tanto en la vela, como en sus complementos (orzas y timón). Hay modelos muy sencillos pero que solo sirven con viento a favor. Los más baratos son chinos y no son muy recomendables porque obligan a soltar la pala. Lo interesante es que el viento ayude a aumentar el ritmo que llevamos solo paleando. Otro problema es lograr montar una vela sin hacer agujeros en el kayak, aprovechando los aparejos y línea de vida que ya lleva el kayak. Las velas con forma de delta invertida tienen bastante éxito entre los kayakistas por su simplicidad. Esa sencillez la vas a agradecer a la hora de salir con el kayak y al recoger cuando has terminado. Si ponemos un sistema de vela muy complicado vamos a emplear mucho tiempo para montar y desmontar el sistema. Un amigo fabrica unos modelos de esta clase que tienen mucho éxito y un precio apenas por encima de los 100 eur. Un poco más arriba están los modelos Eola, que permiten cierta inclinación hacia los lados. De esa forma se pasa de un modelo Delta a uno como si fuera con botavara. Este modelo requiere del uso de orzas laterales. Lo bueno de este sistema es que es altamente personalizable sin aumentar el precio. Ya más arriba están los modelos con botavara, el problema es que vienen de fuera de Europa t el precio es muy alto. Tienes el recurso de hacer una vela casera, pero ya debes ser mañoso y estudiar muy bien lo que montas.

Mostrando todos los resultados (3)