COMO REPARAR UN KAYAK DE FIBRA CON KEELEAZY

keeleazy-logo

Mi Qajaq Sea wolf ha empezado a sentir el paso de los años. Si alguien no lo recuerda este kayak es mio desde el 2007, y calculo que su anterior propietario Wenley, lo tuvo entre un año y medio y dos. Debo decir que el kayak llegó a mi en un estado impecable. Solo la riñonera estaba mal y habia padecido los rigores de las intensas sesiones de eskimo de Wenley. Al poco tiempo de tenerlo tuve que reemplazarla por otra más ancha de la marca Qajaq que me regaló el mismo Wenley Palacios.



Me considero una persona bastante cuidadosa, que endulza con mimo su kayak despues de navegar. Tengo por costumbre, quitar las tapas de los tambuchos fuera de su sitio y colocadas sin deformarse en el interior del tambucho. Es lo que me enseñaron en un principio, y creo que es buen consejo para alargar la vida estas partes del kayak. De esa forma las tapas no cogen holgura y las lavas mejor. Otra cosilla de las tapas Valley si las dejaba puestas es que al calentarse el aire de dentro hinchaba las tapas, y forzaba su superficie algo que no era bueno. Creaba como un vacio que dificultaba muchisimo su apertura. El kayak casi siempre ha dormido en un local o container. Sin embargo en todos estos años durante dos largas temporadas ese kayak durmió en un hangar del club kayakeros y en el circulo mercantil de Castellon. El primer sitio por estar al embite del salitre y la intemperie, y el segundo por polvoriento, hicieron mella en las tapas Valley.

Primero aparecieron unas grietas en el interior de la tapa, y poco a poco esas grietas quisieron salir fuera, lo que marcó el momento de tener que cambiar las tres tapas. Se pueden reparar, aunque debes tener conocimientos de química, para ver el adhesivo que las sella. Por un momento valoré comprar las tapas Reed de Aquatherm, pero además de que no eran mucho más baratas, son una opcion para salidas, no para viajes. Como habia escuchado quejas de la calidad de las  tapas Valley en algunas remesas, no lo tenia claro, y buscando en el mercado, hasta encontré tapas alternativas de otros fabricantes. Al final al no ser mucha la diferencia de precio, opté por lo malo conocido, y compré tres tapas Valley por unos 120 eur en Nordeskayak. Espero que me duren otros siete años más. Eso si, si vuelvo a salir de viaje volveré a mirar lo de ponerle crema solar como recomendaban en algunos foros.

RINONERA KAYAK MARCA QAJAQBANERA Y ASIENTO DE UN QAJAQ SEA WOLFDESGASTE EN UN KAYAK DE FIBRAIMAGEN DEL KEELEAZY COMO QUEDA COLOCADOIMAGEN DEL KEELEAZY COLOCADO

Lo de las tapas de tambucho estaba bastante claro, pero en el 2012, se empezó a ver la fibra del casco. Este Qajaq Sea wolf está fabricado con diolene, y además con bastantes capas, lo que sigifica que es un robusto y pesado kayak. Las piraguas se pueden fabricar con diferentes tipos de fibra (vidrio, kevlar, diolene, carbono……). Pero todos llevan en el exterior unas capas de gel coat, que protegen ,lo que diriamos que es el chasis, del agua de mar. Cuando Por lo que sea se ve la fibra, hay que reparar pronto porque si el agua llega a la fibra, se hincha, forma ampollas, y el daño puede multiplicarse. Hay dos zonas especialmente sensibles a este desgaste y es en la zona de proa y popa. Son las zonas que siempre rozan al embarcar y desembarcar, especialmente en el estilo “foca”. En mi Sea Wolf, al llevar encajada una caja con el mecanismo de la orza, los estragos del roce, y su solución se complican algo. Habia llegado el momento temido de reparar el casco de mi kayak de fibra. Habia visto reparaciones reforzando esas zonas delicadas, y pese a ser duraderas quedaban fatal, como si fuese queso fundido. Lo que se dice un pegote, vaya. Y sabia lo que no queria.

Por recomendacion de un amigo primero lo intenté reparar con un spray nautico de gel coat. Una solución barata y rápida. Antes de nada habia que lijar un poco y limpiar la zona para mejorar la adherencia. Tambien delimitar con cinta de carrocero las partes a pintar. La aplicacion fue un poco engorrosa. Habia que tener cuidado de no pintar zonas no deseadas, con lo que un trapo con agua abundante era imprescindible para retirar los inevitables goterones. Tampoco habia que pasarse porque la pintura enseguida rebosaba. Como se trataba de reparar de forma duradera pues habia que dar varias pasadas, y entre cada una habia que dejar secar unos 20 minutos. No quedó mal, pero el chasco vino al ver como en la segunda salida, al lavar el kayak, las rozaduras apuntaban de nuevo.

REPARACION DEL CASCO DE UN KAYAK DE MARREPARACION GOLPE EN UN KAYAK DE MARSPRAY DE GEL COAT BLANCOKEELEAZYTAPA DE TAMBUCHO VALLEY

Decidí ser más agresivo con la solución e intentar reparar con gel coat aplicado de forma generosa. Mi amiguete Javier de Fun Run kayaks me facilitó un kit de reparación compuesto de pasta , un liquido catalizador y unas láminas de plastico. Así de paso tambien reparaba unos pequeños golpes que habian hecho saltar el gel coat. De nuevo lijé y delimité con cinta de carrocero las zonas desgastadas de proa y popa. Esta vez no fui tacaño con la cantidad de gel coat, buscando más duración pese a que el acabado no fuese tan fino. Tampoco queria pasarme y estropear las prestaciones e hidrodinámica de un kayak de fibra. Con los golpes seguí este manual que explica como hacerlo, y es lo que hice. Quedó perfecto, solo se notaba la diferencia de brillo. En proa y la quilla esta vez aguantó algo más la solución, pero el problema vino porque no fue buena la adherencia. Con la uña o una navaja, saltaba el refuerzo. Solo quedaba llevar a reparar el kayak a un profesional y que me cobrase lo que quisiera (si lo encontraba).

Por esa época unos compañeros habian puesto el keeleazy, y me hablaron bien. No era dificil de colocar, y protegia bien de las tipicas rascadas por la arena. Bajo este nombre exótico se encuentra una cinta de 5 cm de ancho de un material parecido al pvc, que lleva una parte adhesiva. Lo venden en varios colores, y en metros o rollos. No se si es fácil de comprar en España, pero nosotros lo compramos en la tienda chillcheater, donde yo ya habia adquirido varias cosas. Debo decir que se han desbarrado mucho en los costes del envio (9,60 pounds), un precio carisimo, especialmente cuando hablamos de envios por correos , que llegan cuando llegan. Compartiendo portes me salió por 31 eur tres metros, no creas que por hablar bien del keeleazy me salio gratis. Puede que por estetica quieras pornerlo entodo el kayak (en mi Sea Wolf 5 metros y medio) pero con poner un metro en proa y 2 en popa, se protegen las zonas mas expuestas al roce.

Mi amigo Juan vino a ayudarme a colocarlo. Cuando recibes el pedido te mandan una hoja de como ponerlo, y tambien puedes ver el video. Poner el keeleazy me pareció muy, muy sencillo. Primero, limpias con alcohol la zona y secas bien. Despues recortas ambos extremos de la tira dejando los bordes redondeados. De esa forma el acabado es mejor y se evitan puntas que faciliten el despegue. A continuación se desprende del keeleazy el protector de la zona adhesiva. Y se empieza a pegar. Yo recomiendo que alguien te ayude: tu empiezas a pegar por un extremo mientras alguien te sujeta la otra punta mientras estira ligeramente. De esa forma consigues que el pegado sea uniforme y no queden arrugas ni burbujas. Tambien evitas que la tira se pegue donde no toque y luego tengas que despegar. Hay que pensar que el adhesivo que lleva es fuerte. Creo que lo mejor es empezar a pegar desde el extremo hacia el medio del casco. Ten cuidado, porque cerca de la proa y popa distingues muy bien el centro del kayak, pero luego no, y lo puedes poner torcido. Ahora es cuando toca el turno de emplear la pistola de calor. Sin pasarte calientas un poco el keeleazy mientras con un trapo aprietas bien eliminando cualquier burbuja, y zona mal pegada. Con el calor se dilata un pelín, y el ajuste en las zonas mas finas de proa, quedan genial, sin dobleces ni arrugas.Todo termina asegurando los extremos de la tira con cinta de carrocero , para que los bordes tengan el mejor pegado posible. Y lo dejas “secar” unos días, aunque el fabricante no lo especifica.

Después de unas cuantas salidas estoy muy contento. El problema por fin queda solucionado, y la estética es muy buena. Solo puedo decir que en los extremos se han quedado granos de arena pegados, y me comentan los compañeros que con el paso del tiempo, eso ayuda a que se despegue algo la tira protectora. En ese caso ellos han aplicado un poquito de epoxy antes de que vaya a peor, aguanta y controla el despegue. Creo que otras soluciones caseras de reparar en este estilo podrían funcionar, pero el fabricante asegura que con calor se retira fácil el keeleazy. Se que hay fabricantes que ofrecen algo parecido de forma opcional para proteger la zona más debil de los kayaks de fibra, pero no les debe convenir mucho, puesto quien compraría kayaks indestructibles ??

Facebooktwittergoogle_plusmail